Errores a evitar en la rutina de ejercicios

En un mundo donde la obesidad se ha convertido en uno de los mayores problemas de salud, las mujeres son las que se ven más afectadas por esta epidemia. Lo que se traduce a una alerta mundial para que inicien una vida saludable con una rutina de ejercicios y un plan de alimentación adecuado.

Por lo tanto, si en tu planes está cambiar tu estilo de vida por uno en el que seas una mujer más sana, segura y feliz. Debés tener en cuenta que los mejores ejercicios para bajar de peso son aquellos que te ayudan a acelerar tu metabolismo.

Está científicamente comprobado que la actividad física es el mejor método para quemar calorías y adelgazar. Sin embargo, en algunas ocasiones muchas mujeres a pesar de ejercitarse de manera constante no bajan de peso como lo desean, esto se debe a que frecuentemente están cometiendo errores que le restan efectividad a su entrenamiento.

¿Querés saber cuáles son? Seguí leyendo y tomá nota para que evités errores en tu rutina de ejercicios y así verdaderamente podás bajar de peso.

Errores a evitar para bajar de peso

Error 1: Dedicarte solo a cardio

El ejercicio aeróbico es muy bueno para eliminar la grasa y cuidar tu corazón. No obstante, muchas piensan que para adelgazar de manera inmediata los ejercicios aeróbicos son los más esenciales y solo se dedican a ello.  Si bien es cierto es el método más rápido para quemar calorías inicialmente, pero no el más efectivo.

Sin embargo, tenés que estar clara que las rutinas para tonificar los músculos también son muy importantes, debido a que son la mejor manera para crear masa muscular. Además este método te ayudará a mantener el metabolismo alto incluso después de haber terminado la rutina, lo que ayudará a tu cuerpo a quemar calorías por más tiempo

En vista que cada uno tiene sus ventajas, te recomendamos combinar cardio con una rutina de entrenamiento de fuerza. Lo importante es aprender a mezclar todo tipo de deportes siguiendo pautas, frecuencias y volúmenes adecuados.

Error 2: No aplicás la técnica correcta

Siempre es esencial una buena técnica al realizar entrenamiento de fuerza para obtener beneficios óptimos. Si no practicás para tener una buena técnica, es posible que no generés el aumento de músculo que tanto has deseado.

Tal vez te interese leer: Mitos de los ejercicios de fuerza en mujeres 

Y peor aún, una mala técnica puede hacer que terminés lesionada, tirando por la borda mucho tiempo de esfuerzo. Por tal motivo, es ideal contar con una entrenadora personal calificada para comprobar tu técnica y garantizarte que obtengás los resultados que tanto deseás.

Error 3: No sos constante

La regularidad es la clave de todo, por ello, ser constante en el entrenamiento resulta de gran importancia para crear un hábito de actividad física que te permita bajar de peso en el tiempo y mantenerlo después.

Por lo tanto, realizar entrenamiento de fuerza uno o dos veces por semana, no solo puede no ser suficiente para adelgazar sino que además, puede provocarte lesiones si intentás recompensar la reducida frecuencia de entrenamiento con mayor intensidad o duración  en una sesión de gimnasio.

Entonces, lo mejor es incrementar la frecuencia y ser constante en tu rutina para perder peso a largo plazo.

Error 4: Hidratarte con bebidas isotónitas

Si sos de las que suda en exceso en sus entrenamientos de fuerza, debés hidratarte. Pero con solo beber agua será suficiente, por lo que no es necesario acudir a bebidas azucaradas o isotónitas durante o después del entrenamiento.

Si bien es cierto, las bebidas deportivas ayudan a reponer líquido y electrolitos, pero son específicamente útiles para cuando se realizan entrenamientos largos o se corre por más de dos horas. Mientras si asistís al gimnasio por una hora cada día, tomar agua bastará para mantenerte hidratada y no sumará calorías a la dieta, así como lo hacen las bebidas deportivas.

Error 5: No cuidás tu alimentación

 

Un error al empezar tu entrenamiento de fuerza es prácticamente dejar de comer. Al principio notás resultados que te atraerán pero nada más lejos de la realidad. Lo único que estarás consiguiendo es que tu metabolismo se ralentice y se acostumbre a ese hábito.+

Lee también: ¿Por qué engordás al comer menos?

Lo que ocurrirá luego será sencillo: te estancarás o sufrirás el temible efecto rebote. Tal efecto es el que se da después de haber bajado de peso con una dieta. Por un tiempo te sentís estupenda, pero luego volvés a subir de peso, motivo por el cual volvés hacer otra dieta y la historia se repite y se repite

Así que recordá que tus músculos necesitan nutrientes para poder rendir y recuperarse óptimamente, evitá estos errores a la hora de hacer dieta.

CONCLUSIÓN

Todos estos errores son los que tenés que evitar a toda costa para que te sumés a la lista de mujeres más sanas y con las energías necesarias para conquistar al mundo. De llegar a necesitar apoyo con los puntos antes mencionados, podés contar con Curves, ya que nuestra misión es fortalecer a la mujeres, ayudándoles a lograr una vida más activa y saludable.


Además, nuestro sistema combina entrenamiento de fuerza, trabajo cardiovascular y un sistema de alimentación sencillo. Apto para todas las mujeres de todas las edades y niveles de condición física. Asimismo contarás con el apoyo de una instructora para asegurarse que cada día estés haciendo tu mayor esfuerzo de la forma más segura.


En curves nunca estarás solas, agendá una sesión gratis y fijá tus metas con nosotros.

Compartir en
FacebookTwitterGoogle+
Diseño por Dinterweb Agencia de Inbound Marketing